miércoles, 11 de febrero de 2009

MENOS ES MENOS


No deja de descorazonarme la falta de entidad que tiene el Gobierno -el mío, yo en París soy expatriado-. ¿Cómo se explica que entre tantas ministras y ministros sea casi imposible encontrar a alguien con empaque, con discurso y oratoria, con convicción, con trayectoria y con visión a medio o largo plazo?

Parecen un Gobierno y una ejecutiva de partido salidos de Barrio Sésamo -aunque bien mirado, ya quisieran-, que oscilan entre la sinsustancia de eslóganes pronunciados a trompicones y la nadería chulesca del vicesecretario general del PSOE, José Blanco. Que sea Rubalcaba el único referente medio serio -y la vicepresidenta De la Vega, aunque creo que está perdiendo enteros- me parece triste.
Es, siguiendo el símil televisivo, como si se hubiera sustituido Cañas y Barro o Cuentos y Leyendas por Los Serrano o Médico de familia.

Escribo esto dolido, porque el espacio político que ocupan es el mío propio, el que me parece más sensato en el tipo de sociedad que habitamos y teniendo en cuenta nuestra historia. Pero, francamente, aun con todos sus claroscuros, echo de menos a Felipe González, a Alfonso Guerra, a Pilar Miró, a Josep Borrell, hasta a Almunia añoro, una vez agotado el efecto de la primera y plausible traca de medidas que se adoptaron en la pasada legislatura -que a mí me entusiasmó en un principio y durante tiempo, deseoso de que todo ello tuviera una continuidad y una coherencia-.

Pero poco parece que tengan en este momento que decir, aparte de repetir y aplicar tics de lo políticamente correcto y de azuzar sin tregua el fantoche de lo impresentables que son la derecha, el PP y los obispos. Ya les vale, que ese cuento nos lo sabemos y no hace falta que nadie lo recite. Por lo menos los populares son caricaturizables -y el nuevo equipo de Mariano da mucho de sí, desde un punto de vista satírico, por no hablar de clásicos como Fraga, Aguirregate o Ansar.-


Y la única noticia simpática en meses ha sido el posado de la almodovariana Soraya Sáenz de Santamaría, de quien me declaro, abiertamente, fan.

12 comentarios:

RFP dijo...

Nadie jamás me podrá acusar de PePero, pero Soraya me cae bien. Y Gallardón también, Mucho mejor que todo el gobierno en pleno. Claro que de los ministros del amigo de Bush, ese al que ha dejado sin medalla, ¿se salvaba alguien?
Coincido contigo en que se echa de menos a Felipe, a Alfonso y compañía (soy de un pueblo de Sevilla, allí los llamamos por el nombre). Y eso que mi relación con el PSOE no ha sido buena tampoco jamás. Y a Anguita, como echo de menos a Anguita, aunque se le fuera la pinza de vez en cuando...
De todas formas les siguen votando (yo ya llevo dos abstenciones). Será que tenemos lo que nos merecemos...

Champy dijo...

Amigo... el problema descrito es global, no es exclusivo del gobierno español, los mexicanos tenemos 100 años gobernados por una sarta de truanes, lo que es peor, es que según lo aprendido, tengo la certeza que los próximos serán peores que los actuales.

No conosco a Soraya.. o no la recuerdo, y la foto no se puede ver.

Besotes!

Justo dijo...

Hombre, yo truhanes no digo que sean. Entre los políticos hay de todo, como en cada oficio.

¡Ay, que aún no te di la solución de lo de las uñas! Es que no sé muy bien qué decirte, me apresuré hablando: no me acuerdo de la receta, pero la hay.

Así que eres sevillano, querido RFP. Yo nunca me he abstenido; anguitista no fui, me ponía nervioso, pero muchos amigos le alaban.

Besos

@ELBLOGDERIPLEY dijo...

Yo la verdad es que leí la entrada, y me sentí bastante identificado contigo. Me encanta el símil de que "Cuentos y leyendas" "Cañas y barro" (e incluso diría que "Fortunata y Jacinta", a mi me pareció fastuosa), han sido sustituídas por "Médico de familia" y "Los Serrano". Un poco triste, un poco gris...Totalmente verdad, aunque creo que (por poner un poco de alivio), es mundial...
Te mandé un mail al mail de la página.
Besotes.

senses or nonsenses dijo...

si además lo lees con Kudu de fondo, es que paso total...
tibieza...
esta legislatura le ha tocado bailar con la más fea, pero que no vuelva el carisma de antaño (bueno, en Almunia, era un chiste, no?, jajaja). queda la Espe, y Rosa Díez, ella misma con su carisma.

necesitamos otra cosa.
pero llueve, ni radical, ni ganas...

un abrazo.

senses or nonsenses dijo...

y ya verás, las gaviotas se han transformado en buitres...

Almunia, fan de la niña de Rajoy, ...qué te ha hecho Sarkozy? ;-))

Capri c'est fini dijo...

Uy, uy, uy... Soraya... vamos a tener un problema, porque esta chica es la misma gaviota vestida con distinta gabardina (simil "espionajístico" incluido). Sin embargo estoy de acuerdo que el gobierno se está deshinchando como una pelota vieja, que abusan del la "derecha tal y cual" pero no aportan opciones. Y encima tienen al Blanco para meter caña de mala manera. Saludos.

pon dijo...

Yo es que de la Soraya no se me olvida el apellido, nefasto nefasto.

Echo de menos a Anguita, a Carrillo, a Suárez, a Borrell y a Piqué y a Duran i Lleida, y Roca. Hasta al neofalangista de Alfonso Guerra. El Parlamento parece un patio de recreo sin balones ni combas.
Gallardón me mola, aunque solo sea por darle por saco a la Espe ya merece un par de premios.

Madame X dijo...

Pues qué quieres que te diga, mon cher, al que echo de menos es a Anguita... La "izquierda" gobernante (y la otra) me parece de lo más descafeinada y aturdida y, sobre todo, bastante cobardica. Se echa en falta decisiones más socialdemócratas. Si hasta Obama parece más rojeras.

Me alegro mucho de poder leerte de nuevo. Echaba de menos tus apasionados textos.

Je suis retourné. Bisous.

AntWaters Daza dijo...

¡¡¡¡Siiips, si más es más, menos es menos, y el desencanto es inevitable!!!

¿Eres fan de esa mujé? ¿Y por qué! Bueeeeeno, no es que yo la conozca o me fijara demasiado en ella; pero le echaré un ojo, a ver :) :) Tienes una foto de Felipe :O :O, y no para hacerle vudú, me temo, ¿verdad? :) :) Bueeeeno, para gustos, colores; que ya te digo que uno piensa que algo le gusta hasta que de repente lo tiene enfrente. ¿Saaaaabes? Vi a nuestro político Vladimiro y, pues no; que me dejaría comer y le comería algunas partes, desde luego…. pero aquello que yo creía, pues no, porque me di cuenta de que él no podría tratarme como yo quisiera :( :(

Ohhhh, no vi la sería sobre el golpe de Estado :( Pero a mí quien me… no es gustar, ni mucho menos…. me llama la atención es “Sofía”. Claro que es algo extraño porque, bueno, es una desconocida. Vi los reportajes que hicieron por su aniversario, pero, claro, un desencanto. No contaban la parte en la que un príncipe le da calabazas y entonces conoció a Juan Carlos.

Me llama la atención, nada más, claro que no sé muy bien por qué. Por sus últimas y casi primeras declaraciones, no, en cuanto no supusieron ninguna sorpresa… Acabo de hacer otra cabecera, con ella, para intentar reflejar el modo en que yo la veo. La veo reina y, con respecto a Felipe, la veo la creadora. Creo que Felipe es el sueño de alguien ortodoxa, que se dijo: “un príncipe alto, con pelo rizado, con tal peinado y esos trajes”. Un sueño que ahora recrea Letizia, pero la idea es esa, porque a mí Felipe ejjj que me aburrre. Ni bien ni mal; maburre.
Ni siquiera le han dado importancia, la casa real. Dicen que la monarquía da sensación de continuidad; y es cierto en cuanto al padre, que además considero que por lo que pudo haber hecho y no hizo, se lo merece; pero Felipe… Felipe… é mu aburrido. En serio, yo que ni sexo le imagino. Pero, en fin, son percepciones.

Besos con babas receptivas a las tuyas :), y a las de Senses, que te diré que te declararé la guerra por él :) :) (¡pienso tirarte toda la fruta!:)

Justo dijo...

¡Madame!

Bienhallada seas, querida: esto sí es una sorpresa.

A ver: si me gusta tanto Alaska es, entre otras cosas, por la doble lectura que tantas veces se adivina en sus palabras.
Yo creí que a mí me habíais cogido el puntillo, pero veo que no del todo. Evidentemente, si me declaro fan de Soraya no es porque siga sus postulados políticos, sino porque la veo graciosa, como a Fraga, desde un punto de vista casi entomológico, como quien disecciona con atención las costumbres de los insectos.

Mis planteamientos nunca van a ser conservadores, por muchos motivos. Pero me cansa mucho que desde el Gobierno se azuze ese juego peligroso de los buenos y de los malos, que yo no comparto en absoluto.

Y de todas maneras me arrepiento de haber escrito esta entrada, por dos motivos: porque echando la vista atrás es mucho el legado oscuro de González -ley Corcuera, Barrionuevo, GAL, engaño en el referéndum OTAN- y porque estoy convencido de que Zapatero es muy buena persona. Y tal como está el patio en Europa quizá eso sea suficiente.

senses or nonsenses dijo...

estoy mucho más de acuerdo con este segundo comentario. el felipismo hizo mucho daño al socialismo español (citas algunas cosas, pero faltan...). el gobierno de ZP puede parecer de opereta en muchas ocasiones, pero él me sigue cayendo bien. mis decepciones con él no son en el aspecto económico, es la tibieza con la conferencia episcopal y la cobardía en desarrollar algunas de las "esperanzadoras" nuevas leyes de la pasada legislatura.

un abrazo.