martes, 10 de abril de 2012

FARKAS FERENC


Admiro el gusto anglosajón por el discurso en bodas y funerales, esa facilidad de enhebrar los recuerdos de forma elocuente, con gotas de humor y de gran emotividad. La pérdida de un ser amado es algo demasiado sagrado como para no intentar rendir el mejor de los homenajes, el más sentido, compartiendo sus vivencias, aludiendo a sus costumbres, aquello que nos hizo ser felices en su presencia -como nos acostumbramos a ver en la maravillosa Six feet under-.
Personalmente no es que haya pensado nunca en cómo serán mis exequias, aunque alguna vez sí he dicho que me gustaría que sonaran las antiguas danzas húngaras que he conocido en la versión del músico Ferenc Farkas -sobre todo el segundo movimiento me llega al alma, literalmente-. Teniendo idealizado como tengo a este compositor del siglo XX, cuando en las Navidades pasadas llegué a Budapest me apresuré a buscar discos de él. Para mi sorpresa en un gran almacén no sabían quién era, y ya en una tienda especializada me indicaron que se le conoce como Farkas Ferenc -imagino que es costumbre anteponer el apellido al nombre-, y que no está situado en la primera linea musical ni siquiera en su país natal. Compré sus Nocturnos y desde entonces le profeso, si cabe, más apego.



                              ANTIGUAS DANZAS HÚNGARAS / FERENC FARKAS
08 Noviembre 2009. Auditori Joan Plaça. Jardín Botánico. Valencia.
Flauta: Ramón Capilla, Oboe: Daniel Gómez, Fagot: Ramón Herrero,
Trompa: Asensio Magraner, Clarinete: Luis Miguel Marín
(Quinteto de viento Giocondum)



 

7 comentarios:

Uno dijo...

Stultifer vuelve con cementerios y tu con el libro de instrucciones para tu entierro como Lola Flores.
No se qué pensar. Será el mal rollo de la semana santa.
Dicho esto me pregunto si fuera de las películas los anglosajones son tan buenos haciendo discursos en bodas y entierros. Mejores que nosotros, seguro que ya les educan para expresarse en público pero me temo que los guionistas les han levantado un poco el nivel.
Qué pena el bailarin del sombrero tan mono y con esa hernia. Enfin una entrada de lo mas entretenida.
Un abrazo

Justo dijo...

Jaja.. bueno,hay que hablar de todo, pero no pretendía ponerme fúnebre, sino homenajear a Farkas. ¡Nunca me habían comparado con la Faraona!

El año pasado estuve en una boda en Inglaterra y flipé con los discursos, de verdad. Creo que es una destreza maravillosa que nosotros no tenemos en general.. a la mayoría de la gente le aterra hablar en público, y tampoco se le concede un valor especial. No hubo más que ver el debate televisado de los dos últimos candidatos a la presidencia del gobierno, leyendo en un papel casi todo.

¡Un abrazo!

senses and nonsenses dijo...

he disfrutado de nuevo con Six feet under, más que la primera vez, SI CABE.. con una personita que no conocía la serie, doble placer. yo es que me siento muy Brenda, y un poco Claire.
sin embargo, creo que he aprendido mucho de la vida, y aluciné cómo viven la muerte en los EEUU. sus rituales, la parafernalia, los discursos me parecían lo de menos, flipaba con las reconstrucciones...
yo tenía pensado el "You can´t always get what you want", de los Rolling Stones, claro. muy poco original, ya que se veía en Reencuentro de l.Kasdan.
pero tengo que buscarme otra: en High Fidelity de Frears hablaban de canciones para funerales, y bromeaban sobre ello. (no sé si me he explicado muy bien)
de Ferenc Farkas ni idea...

un abrazo.

José Angel dijo...

Vaya, cuántos recuerdos con Ferenc Farkas, o Farkas Ferenc... un problema había con la Caixa y el río Amazonas en medio..

@ELBLOGDERIPLEY dijo...

Lo de los discursos americanos en funerales, no se hasta que punto los veo como el "me gusta" del facebook, que no puedes poner un "no me gusta": No sé si los reales son tan buenos como los de "Six feet", porque tienen un coeficiente mental adolescente...Aquí es un "le acompaño en el sentimiento", que hay gente que lo dice por decir, y gente que lo dice llorando y lo siente: Ni en el caso ibérico ni en el americano, me temo que el finado se entere...A no ser por la parapsicología: es el punto que veo más irresuelto...Finalmente un funeral es un acto social de los que se quedan.
La música de Farkas es preciosa, me gustan más aún las "Romenian Folk Dances" de Béla Bártok:
http://youtu.be/4HAIHSqiwAA
Especialmente el movimiento que empieza en el minuto 4:30
Claro que hay que aclarar si nos exequian civil o religioso, porque es que a los que queden luego van y hacen lo que les dé la gana.
Normalmente, luego además es que las "últimas voluntades" fuera del parné ante Notario, la familia se las toma un poco pá allá: En el caso de Lola Flores, igual no se pudo, pero ella pidió en vídeo estando bien que la pusieran en el Teatro Calderón, y acabó en el Centro Cultural de la Villa. Hubiera estado bien, después de todo, que hubiera abierto un ojo y hubiera dicho:
"-Lolita, mira, ésto no es el Calderón-Calderón, chiquilla..."

¡Besotes!

Javier Arnott Álvarez dijo...

A lo mejor es la desdramatización de la muerte, pero es verdad que carecen de esa negritud y dramatismo que tanto gusta por estos pagos.
Maravilloso Ferenc Farcas.

Justo dijo...

SENSES: Vaya, con los Rolling tenía que ser, jaja.. pues si yo asisto a tu sepelio -Dios no lo quiera- me llevo una canción de Massiel para desentonar, jaja..
¡Has visto otra vez la serie! Qué pasote.. ya me contaste tu afición por Brenda.. yo no me identifico con ninguna, aunque a la que adoro -desde el primer capítulo- es a Claire.. Es una de las series más importantes de nuestra vida, sin duda.

JOSÉ ÁNGEL: Sí, tú lo has dicho, jaja.. los azares de la vida..

RIPLEY: Jaja, pues le cantaron la Zarzamora, eso sí.. y a Lolita se ve que le quedó mala conciencia, porque recientemente reapareció en el Calderón..
En cuanto a lo de los funerales americanos, hasta que no vayamos a uno no nos vamos a enterar..

JAVIER: Farkas es maravilloso, sí..

¡Besos a todos!