viernes, 15 de julio de 2011

EL DIABLO (I)

¡Y los mortales! Dime por qué. Dime... por qué.
¿Por qué me culpan de todos sus defectos?
Usan mi nombre como si me pasase el día entero vigilándolos, obligándoles a cometer actos que, de otro modo, les parecerían repugnantes.

"El diablo me obligó". Nunca he obligado a nadie a hacer nada. Jamás. Viven sus propias vidas insignificantes, no las vivo yo por ellos.
Luego mueren, vienen aquí  (habiendo pecado contra lo que creían que estaba bien) y esperan que hagamos realidad su deseo de dolor y castigo.
Yo no les obligo a venir aquí.

Dicen que voy por ahí comprando almas, como una verdulera el día de mercado, sin pararme a preguntarles por qué.
No necesito almas.
Además, ¿cómo se puede poseer un alma?
No. Sus almas les pertenecen a ellos... pero no soportan tener que reconocerlo.

Sí, me rebelé. Fue hace mucho tiempo. ¿Hasta cuándo tengo que seguir pagando por aquello?
Se terminó.
He echado a todos los habitantes del Infierno.

Me da igual adónde vayan. Al Cielo, a la Tierra, al Limbo, a los Reinos Lejanos. Quién sabe.
Pero aquí no volverán.
El Infierno ha cerrado.
gnífica obra de Neil Gaiman, el cómic más celebrado de las últimas décadas-, Lucifer renuncia a su reino y exp En la serie Estación de nieblas perteneciente a The Sandman, la magnífica obra de Neil Gaiman, el cómic más celebrado de las últimas décadas-, Lucifer renuncia a su reino y expulsa a todos los demonios y almas en pena del Infierno. Por hastío sobre todo, y es que Satán considera que si cada cosa tiene su fin por qué había de ser una excepción su imperio, y si este no ha de finalizar por lo menos que haya un relevo a su frente: cosa tiene su fin por qué había de ser una excepción su imperio, y si este no ha de finalizar por lo menos que haya un relevo a su frente: Todas esas impresionantes revelaciones las hace Lucifer a Sandman, es decir, a Morfeo, al Sueño, a quien entrega las llaves del averno, unas llaves que luego estarán muy solicitadas, ya que Sandman renuncia a hacerse cargo de tan inquietante legado.
Pero analizad el alcance de sus palabras, porque creo que el Ángel Caído lleva toda la razón del mundo: si creemos en la reinserción, en el arrepentimiento, en el cambio y evolución, por qué ha de estar él condenado a esa inmovilidad eterna, al chapoteo en ese charco sucio y abstracto, agotador?
ulsa a todos los demonios y almas en pena del Infierno. Por hastío sobre todo, y es que Satán considera que si cad
LE LLAMABAN LA RAPETTE


A mí no me cabe duda de que si el Diablo en algún momento se fue a otro sitio, debe andar desde hace algunos siglos por Europa, el continente más refinado en cuanto a maldades se refiere -eso suponiendo que no hubiera podido renunciar a sus características supuestamente intrínsecas, que yo le deseo la redención, lo mismo se transformó en una especie de Sor Sourire guitarra al ristre-. ¿Dónde sino en Europa podría haber pergeñado sus universos el Marqués de Sade? ¿Dónde inspirarse Lars Von Trier para rodar la película del mismo título? 



Y eso me trae a la cabeza que hay un relato corto de Guy de Maupassant -sí, dentro de Europa, Francia me parece la más perversa- que se llamaba así, Le diable, y del cual hizo una adaptación alucinante José Antonio Páramo para la serie de TVE de los años 70 El quinto jinete. En ella vemos cómo un hombre, por motivos que tienen que ver con la avaricia, encomienda el cuidado de su moribunda anciana madre a una desaprensiva llamada Rapette, que la someterá a todo tipo de perrerías... El papel de la anciana era interpretado por Aurora Redondo y el de la señora a su cargo por Charo Soriano.. ambas extraordinarias. (Hace unos meses tuve el gusto de charlar un momento con la Soriano en el Teatro Español, le recordé este papel y se alegró sobremanera, me dijo que la interpretación caló tanto que en una época le llamaban ¡la Rapette!).
Para Maupassant el horror estaba siempre dentro de nosotros, no necesitaba recursos externos ni efectos especiales teniendo a mano un catálogo tan amplio de mezquindades como el que ofrece el ser humano.

(CONTINUARÁ)

12 comentarios:

pe-jota dijo...

Mira por donde no me parece nada bien, pero nada de nada. Vamos a ver, si tenemos en cuenta la gente que se dice que está en los cielos a uno le entran ganas de ir al infierno, así que eso del cierre por cansancio me parce que deberíamos de discutirlo.

Xim dijo...

O como decía Dimitri Karamazov en la novela de Dostoiewski:

-"Dios y el diablo luchan por conseguir su dominio, y el campo de batalla es el corazón del hombre".

un abrazo

Justo dijo...

PE-JOTA: Jajaja, pero lo de el Cielo es otro cantar, desde luego.. yo creo que debería cerrar urgentemente una temporadita, que sirviera por lo menos de reflexión..

XIM: Tengo muchas ganas de leer esa novela, Xim, mi chico estuvo enfrascado en ella y me daba envidia verlo tan absorto y maravillado.

¡Un abrazo!

Xim dijo...

Pues te juro por mi huevo izquierdo que esa novela es para Rusia, lo mismo que el Quijote para nuestra querida España; y de paso luego te metes en "El Idiota", lo mejorcito de Dostoiewski después de los Karamazov

Besos de Matriushka

pon dijo...

Mucho más interesante el diablo, ande va a parar. Si hay que elegir, me voy pabajo, que están no sólo el calorcito y los chicos y chicas malos, sino el príncipe de las tinieblas, el ángel que se rebeló porque poseía la sabiduría.....vamos, que topamí.

Uno dijo...

Me ha encantado el discurso de Lucifer. Vamos que tiene mas razón que un santo.
No conozco Le diable de Maupassant ni recuerdo aquella representación para la tele con esas dos monstruas pero me has hecho pensar en una película magnífica, francesa, donde el auténtico diablo era la vieja dama que hacía la vida absolutamente imposible a sus cuidadores. Tu con esa cabecita, ¿no te acordarás de como se llama esa peli?

Un abrazo

senses and nonsenses dijo...

yo siempre he tenido Simpatía por el Diablo.
ni he visto El quinto jinete, ni conozco la película que dice Uno, pero me he acordado de Las diabólicas con Simone Signoret.

un abrazo.

@ELBLOGDERIPLEY dijo...

Oyyyy, yo no estoy pá infiernos, más que nada por el calor. Se está por ahora mejor en la tierra, porque le ha dado por no apretar en Julio, de hecho parece un poco primavera, refresca...
El texto no parece de cómic, sino casi de novela gótica. No sé si le intención es un poco que Europa es la abuela, y la Frau führer Merkel, la Rapettilla:-). Qué jodía ella y el enano-tacón.
Me encanta la anécdota con la Soriano, nada menos que una actriz de Saura: No ví el capítulo pero Aurora Redondo y la Soriano..., menudas dos.
¡Besotes!

TUT dijo...

Hola Justo.

Gracias por tu comentario.
Yo como PJ, no puedo dejar de acordarme de Las diabólica, pero no la versión moderna si no la de Simone Signoret, qu es de esa películas que no he olvidado por el miedo que me dió cuando la vi.
Tambien estoy de acuerdo con Xim, el Idiota de Dostoiewski es una obra que no te dejará indiferente si no la conoces.
A ti que te gusta el cine, en mi blog he publicado algo de otro amante del cine español.
Un abrazo.

Sufur dijo...

Neil Gaiman me parece que es uno de los autores de cómic adulto más profundos que ha habido en mucho tiempo, sin duda a la altura de Alan Moore. The Sandman es un inquietante placer que tengo que releer a no tardar mucho...

El Deme dijo...

Charo Soriano es una presencia siempre impactante en cualquier peli que se precie. Está maravillosa (y retorcida) en Mamá cumple cien años de Saura.
El diablo somos todos.

Justo dijo...

Leído y apreciado todo lo que decís, hace mucho,voy a intentar responder siempre!!

Leeré el libro, Xim; no recuerdo ahora la peli, Uno!
Ay, cómo me encanta coincidir con seguidores de Gaiman, Sufur; voy a ver tu entrada ahora, Tut!

Y sí, yo creo que el diablo somos todos, Deme.

Besos